Paseos por la bella Barcelona



Esta gran ciudad tan llena de encantos, antiguos y muy recientes. Tiene tantas ofertas que lo difícil es saber a dónde ir. Una vez que se ha paseado por la bella Barcelona, seguramente al viajero le entra un apetito voraz que es mezcla de querer probar todas las delicias culinarias propias de la región y de hambre natural causada por los largos recorridos a pie por los monumentos, museos y calles de la ciudad. Sucede con frecuencia que se desea conocer un restaurante que sea tradicional y no netamente turístico.

Un buen restaurante que podemos recomendar es el Bar Celta. Ubicado en Carrer de la Mercè 16. Este restaurante tiene como especialidad el pulpo y otras delicias costeras de Galicia. Un buen vino blanco de la zona es el ideal para acompañar las grandes raciones de tapas que sirven en este buen restaurante. Es uno de los pocos que quedan con el sabor de la verdadera tradición de Barcelona en terrazas y bares de tapas. Es altamente recomendable pedir el pulpo gallego, acompañándolo con unas deliciosas patatas bravas y el imperdible pescado frito todo esto es servido de manera tradicional en platos de porcelana. Una buena cerveza para rematar un espectacular día ¡Y buen provecho!

Vía: Portal de turismo de Barcelona


Deja un comentario


(*) Requerido, Tu email no será publicado